The mini-call

Las llamadas de teléfono son una constante en la vida. Yo le tengo pavor a llamar por teléfono, como ya expliqué en la columna de “The call“. Sin embargo, para vivir y prosperar, llamar por teléfono es una habilidad fundamental. Coger el aparato, marcar, esperar, empezar a hablar. Comunicarse. Comunicarse con otras personas, a menudo desconocidas. Además de eso, para mí, en alemán.

• • •