Terminando la semana fuerte

Seis y poco de la mañana, arriba. Calzas largas, frontal, zapatillas… ¡a correr! Hoy he metido un pie en el famoso charco. O encuentro un camino para sortearlo, o modifico la ronda y la llevo por otro sitio. Pero vamos con la columna que hoy tengo varios temas y algunos vienen calentitos.

• • •

De vuelta a casa

Llegué a las once y cuarto de la noche. La combinación de trenes salió algo rana pero todo fue bien y relativamente fluido, con espera de 20 minutos en el andén de Pasing que me tuvo dando saltitos para entrar en calor. El viento era helado.

• • •

El modificador de calendarios de la basura

Lo he hecho. Termina el domingo y he conseguido sacar, este fin de semana, algunos ratos para conformar algo más de dos horas de programación, y logrado llevar adelante, contra el reloj, una versión perfectamente funcional de mi última creación: el modificador de calendarios de la basura.

• • •