La columna rara

Me gusta empezar estas columnas dando las gracias; dando las gracias por la oportunidad de poder escribirlas. Es todo un lujazo poder sentarme aquí cada mañana y empezar el día escribiendo estas columnas. He tenido que pasar por mucho para poder llegar hasta aquí, para poder darme permiso para hacer esto cada día. Es todo un logro y por eso, entre otras cosas estoy agradecido por ello.

• • •