La montaña negra

Ayer hicimos una pequeña excursión vespertina por al Schwarzenberg, la montaña negra. Queda a unos cincuenta kilómetros de Múnich, tal vez algo más, y nos lleva unos cincuenta minutos llegar hasta allí en el Renault Modus. Por cierto, aprovechar para dar las gracias a mis suegros desde aquí por habernos cedido gentilmente el coche.

• • •

Sale el sol en verano

Un título curioso para la columna de hoy. En verano sale el sol, más que nunca, pero aquí hemos pasado los dos últimos días bajo la lluvia y con temperaturas que empezaban por uno. Esta mañana, al levantarme, doce grados. Por la noche se me salieron los pies por debajo de la manta y esta mañana mi nariz moqueaba y moqueaba. Pero hoy, por fin, vuelve a ser verano.

• • •