¡A trabajar!

En muchas cosas voy a contracorriente de mucha gente. Muchas personas darían mucho por dejar de trabajar, tal vez por jubilarse. Yo, en cuanto encuentro un rato, me alegro de poder sentarme y ponerme a hacer algo. Dispongo de un par de horas, así que… ¡a trabajar!

Recuerdo un episodio del podcast de Ángel Alegre. Trajo a un hombre que había logrado esa nominalización que llaman “libertad financiera”. Eso es tan abstracto que podría ser cualquier cosa.

Pero el caso es que el hombre se había jubilado a los 35 ó 40 y, hacia el final de la entrevista, decía algo así como:

La de problemas personales que tapa el trabajo.

Es decir: mientras estoy trabajando, no tengo que ocuparme de mis asuntos.

Un corolario de esto podría ser: mientras me estoy ocupando de los asuntos de los demás, no tengo que ocuparme de los míos.

Pero, volviendo al tema, venía a decir que no te creas que, cuando tienes dinero para no trabajar, ya está: ya lo has conseguido. Ni mucho menos. Luego queda todo lo demás, todo eso de lo que no tenías que ocuparte mientras estabas trabajando. Todas esas cosas que el dinero no puede comprar. Lo podríamos reducir a Paz, pero en esta nominalización caben todavía más cosas.

Pero en fin, me voy a poner con lo que me toca, que hoy tengo algunas cosas en el programa.

En cuanto acabe con esto me pongo a corregir la redacción de Manuel de esta semana, que hoy me ha avisado de que ya la ha terminado. ¡Bravo, Manuel!

Y luego me toca meterme con el primero de los tres, no uno ni dos sino tres, exposés que me tiene mi suegro reservados para los próximos días. Afortunadamente, tengo las plantillas preparadas y eso reduce el tiempo de confección a la tercera parte aproximadamente, pero sigue siendo trabajo. Y bueno, trabajo que ni me va ni me viene. Satisface a mi suegro, pero me pregunto “¿qué hay para mí?”. Seguramente puedo aprender algo, pero ¿qué? La práctica me lo revelará.

Más allá de eso, con todas las cosas que hace mi suegro por nosotros, qué menos…

Y luego quiero responder a un par de personas que me han escrito a propósito del podcast a través del formulario de contacto, uno de ellos otro ingeniero soñador al que le encanta la Fórmula 1, que los coleccionamos aquí. Bienvenido, en cualquier caso.

Ayer salté al curso de marketing online y me vi el vídeo de la primera lección. Luego me vi el vídeo de la primera lección de curso de copywriting. Muy interesante. Lo da una mujer a la que, como a mí, le resulta más fácil escribir que hablar. Solamente eso ya me hizo apreciar la lección.

Después me metí con el rediseño de la web, cuyo esqueleto ya está prácticamente terminado. En cuanto encuentre un rato estable, en el que pueda solucionar los problemas que surgirán con la implementación, lo subo y lo activo aquí. Luego habrá que ir ajustando y puede llevar hasta un par de semanas dejarlo todo a punto, dependiendo del tiempo que le pueda dedicar.

Y aprovecho para responder aquí a los comentarios de Adrián y Ramón:

  1. Lo de replicar lo de Patreon de hace unos años es una opción. Es lo que llaman un “sitio de membresía”. Pero habría que explorar mucho el asunto y encontrar qué más os puedo ofrecer que os resulte valioso, tan valioso como para pagar gustosamente por ello. Me gustaría ofrecer lo que ya estoy haciendo gratuitamente y construir encima de eso, pero tampoco tiene que pasar por un sitio de membresía.
  2. Sí, la verdad es que es un precio alto para el uso que le doy, pero mira, ya está pagado un año más y el año que viene decidiré de nuevo. La verdad es que me da mucha pereza llevármelo todo a otro sitio y este hosting funciona muy bien.

Gracias por los comentarios.

Hoy paso por aquí un poco aprisa y corriendo otra vez. Ojalá otro día me lo pueda tomar con más calma. Esto seguirá seguramente así hasta que Luqui empiece la guardería en noviembre.

Por cierto, voy a ver si puedo poner la foto del desván…

Comienza una nueva etapa

Muy vacío de momento, pero ya funcional.

5

#cursos#membresía#trabajo

Contribuciones:

  1. ramontorrent - 5 de mayo de 2022 @ 16:45

    He estado varios años en la misma situación, pagando más de lo que debía, y justo hace dos semanas me armé de valor y cambié todo, dominios y hosting, pagando menos de la mitad y con mejores prestaciones.

    Y gracias por la foto, tiene muy buena pinta, pero te mereces una mesa más grande 🙂

    abrazo!

    • Javier - 5 de mayo de 2022 @ 17:18

      Adónde te has llevado las cosas? Y qué cosas son, si te animas a compartirlo aquí?

      • ramontorrent - 6 de mayo de 2022 @ 13:07

        Buenas,

        Por trabajo tengo que manejar muchos sites que usamos para reportar datos a clientes. Lo teníamos en Ionos, quisimos bajar de plan porque íbamos reducir los sites pero que al salir del plan nos querían cobrar por adelantado servicios que quedaban fuera ,aunque estuvieran pagados dentro de plazo… Así como no atendían a razones y después de muchos años con ellos nos hemos pasado a OVH Cloud y no puedo estar más contento.

  2. Vince - 6 de mayo de 2022 @ 07:49

    Muy buena pinta tiene ese desván!!!
    Coincido con Ramón, esa mesa y silla piden un upgrade

    • Javier - 6 de mayo de 2022 @ 11:10

      Gracias! El mérito es de mis suegros, ya digo.
      Y coincido yo también con el upgrade, aunque de momento estoy muy contento de poder estar aquí sentado con el ordenador.

Deja una respuesta

Tu direción de email estará oculta.
Los campos requeridos tienen un asterisco (*).

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.