La disputa de Wallapop

Hace un par de días hice mi primer envío por Wallapop. Entré con mi hermana en la oficina de Correos del barrio, desde donde he llegado a enviar ejemplares de Bilo y Nano.

• • •

Más lágrimas

La verdad es que se me hace un poco incómodo escribir este título, más lágrimas. Me siento un poco mal por llorar tanto. Esa es la verdad. Pero menuda estupidez. Qué bien que me dé cuenta.

• • •

La esterilla santa

Buf, ocho y cuarto: hoy se me han pegado las sábanas. Me levanto, extiendo la esterilla azul y me hago unos saludos al sol. Un rato después, se levanta mi hermana. En marcha.

• • •